Jueves, 06 Febrero 2014 09:33

La importancia de los TLC en el comercio exterior mexicano Destacado

Escrito por 
Valora este artículo
(0 votos)

Invocando el art. 133 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos que a la letra señala:

“Esta Constitución, las leyes del Congreso de la Unión que emanen de ella y todos los tratados que estén de acuerdo con la misma, celebrados y que se celebren por el Presidente de la República, con aprobación del Senado, serán la Ley Suprema de toda la Unión. Los jueces de cada Estado se arreglarán a dicha Constitución, leyes y tratados a pesar de las disposiciones en contrario.”

En base a dicho artículo de la Ley Suprema, nuestro país ha firmado 13 acuerdos comerciales de libre comercio (Canadá, Estados Unidos, Costa Rica, Colombia, Nicaragua, Chile, la Unión Europea, Israel, El Salvador, Guatemala, Honduras, Islandia, Liechtenstein, Noruega, Suiza, Uruguay, Japón y Perú), 3 acuerdos de alcance parcial (Panamá, Ecuador y Paraguay), 4 acuerdos de complementación económica (Cuba, Brasil y dos con la zona del Mercosur) y 2 acuerdos comerciales (Argentina y Bolivia) con la finalidad de impulsar el desarrollo de los diferentes sectores industriales, facilitar la circulación de bienes y servicios, promover una competencia leal, proteger y hacer valer los derechos de propiedad intelectual, propiciar el aumento de inversiones para la generación de empleos entre los temas más relevantes.
Es mediante las fracciones arancelarias y a través del certificado de origen respectivo que nosotros podemos, como actores del comercio exterior, gozar de los distintos beneficios de cada uno de los acuerdos antes mencionados. En este orden de ideas, es imprescindible hacer mención de los certificados considerados “duros” o “controlados”, entre ellos se encuentran: El certificado EUR 1 con la Unión Europea, el certificado de origen digital con Colombia, el certificado de origen de Japón, y los emitidos por los países miembros de la ALADI por ejemplo con Argentina, Bolivia o Perú. Estos certificados deben ser previamente aprobados por las dependencias de comercio de cada gobierno, por lo que no son de libre emisión y se debe cumplir con determinados requisitos para su emisión. Una vez obtenidos los mismos deben presentarse al momento del despacho aduanero para cumplir con lo estipulado en el artículo 11 de la Ley de Comercio Exterior que señala:

“Artículo 11. En la importación de mercancías sujetas al cumplimiento de reglas de origen, el importador deberá comprobar su origen en el tiempo y forma establecidos en los ordenamientos aplicables. Corresponderá a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público vigilar y verificar el cumplimiento de las reglas de origen.”
Dicho lo anterior lo invitamos a conocer los beneficios de cada uno de estos tratados comerciales, así como de la metodología para su aplicación, recuerde que actualmente se sigue en negociaciones para establecer acuerdos comerciales con Panamá, Paraguay, China, Brasil y con la Alianza del Pacífico, y el saber utilizarlos adecuadamente nos permitirá maximizar nuestros recursos y contribuiremos al desarrollo de nuestra nación.

Alfredo Pérez Medina
Representante CNIEC Pacífico
Clasificador arancelario
y asesor en comercio exterior
Tel. (314) 1381329

Visto 1284 veces
Está aquí: Home Noticias Colaboradores Alfredo Pérez La importancia de los TLC en el comercio exterior mexicano